Mismidades y Egomanías de un tal Vorazip

Un blog donde las arbitrarias opiniones de su redactor acerca de la vida y todo lo demás, generarán odios y adhesiones a granel.

viernes, junio 17, 2005

Humildísimos pareceres míos y nostálgicos para aquellos que están en el rock


Para tomar un jugo de tomate frío o tenerlo en las venas (un bloody mary no estaría mal, ¿no?), se necesitaba algo que parece no haber quedado en la genealogía de los “músicos” del rubro(es una subironía eh). Y tomar un brebaje de esta calaña era un rito, podía gustarte o no, pero sabías que había sinceridad, o por lo menos, cierta sinceridad detrás de esas canciones de cuatro tonos.
Para mí los pingüinos rockeros de las Malvinas tienen más “actitud” que los pibes de barrio de ahora que se cuelgan un instrumento para hacer sus canciones (y seguramente –que malo soy-enchufan el plug en el equipo y después en la guitarra). Yo siempre pregunto: ¿Y Spinetta de donde salió? ¿O Núñez es una ciudad acaso?
Entiendo que me estoy poniendo viejo, y que lo que fue una vez no tiene por qué ser hoy lo mismo, pero no pretendo lo mismo, no me malinterprete le pido a usted, lector de blogs, busco y ansío sinceridad, tan solo eso, y si me permite la soberbia, para estos asuntos yo soy un lince observando a su presa, señores, yo soy un suricata parándose en dos patas.
El rockero de ahora, no el pingüino al que me referí dos párrafos atrás, es, como adelanté en uno de los textos anteriores que probablemente usted no lea (tampoco), el que piensa en el resultado y no deja que la obra se vaya construyendo por sí misma, que la cosa fluya. Es como si yo pensase primero en el lector y después recién en mi, y sabe una cosa, eso se nota, y logran una obra sospechosa, eso de macdonalizar y futbolizar las canciones producen el efecto ya sabido, rico (si se tiene mucha hambre y poco dinero) pero que luego nos dispara irremediable o remediablemente a la farmacia más cercana en busca de antiespasmódicos. Sí, ante estas circunstancias algunos nos sentimos “vacíos”, y no sólo en el estómago.
Así que bueno, sólo esto por hoy, tal vez su dieta sea otra, no lo culpo, o sí, ya no lo sé, pero así como digo una cosa digo la otra eh, en la banda Catupecu Machu intuyo algo de eso que ansío, de eso que busco y tan pocas veces encuentro, hay algo en esa música y en esas letras, yo sé lo que les digo…le dije que era un lince para estas cosas, un suricata parándose en dos patas. ¡Aguante Catupecu viejita!

Vorazip

“Quien suscribe no se hace cargo de las opiniones vertidas debido a su carácter especialmente ciclotímico”

4 Comments:

Anonymous El club de la pulenta said...

si, todo bien,
PERO QUE POR FAVOR ALGUIEN LE DIGA A ESE CHICO QUE CANTA EN CATUPECU QUE DEJE DE GRITARRRRRR!!!!

3:58 p. m.  
Blogger Vorazip said...

Perdón señor, pero creí que el título era claro...

8:53 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

1:41 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

7:24 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home


imagen